River Plate celebró un triunfo para toda la vida, un éxito que permanecerá intacto en la memoria a través de los tiempos, por alcanzar la cuarta Copa Libertadores de su historia con una victoria en tiempo suplementario ante Boca Juniors por 3-1 en el mítico Santiago Bernabéu de Madrid. El equipo de Marcelo Gallardo se sobrepuso con hombría a un primer tiempo adverso en el que su rival sacó ventaja con gol de Darío Benedetto a los 43 minutos y desde el segundo período se hizo dueño de la final desterrada del Monumental.
Lucas Pratto marcó el 1-1 parcial a los 22 minutos del segundo tiempo y en el tiempo extra el colombiano Juan Fernando Quintero (108m.) y Gonzalo “Pity” Martínez (121m.) le dieron el cierre soñado a la fría noche en España.
River, campeón sudamericano en 1986, 1996 y 2015, consiguió la segunda Libertadores del ciclo del “Muñeco” Gallardo y se clasificó para el Mundial de Clubes de Emiratos Árabes, donde debutará el próximo martes 18.

DEJANOS TU OPINIÓN

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí